fbpx
Categorías
Filtrar Por Categoria














Al resolver una demanda de casación en un caso de presunta estafa, la Sala recordó el deber de la fiscalía de realizar un análisis riguroso del aspecto factico señalado en la imputación a través de los hechos jurídicamente relevantes, los cuales deben garantizar el derecho de defensa y establecer el ámbito de acusación dentro del que se desarrollara el debate probatorio, esto por cuanto el acusador se limitó a trascribir la denuncia contra dos procesadas sin especificar claramente las circunstancias de tiempo, modo y lugar en que aquellas intervinieron, e incluso dejando por fuera todo aspecto relacionado con una tercera acusada, debiendo la Corte finalmente declarar la nulidad desde la audiencia de imputación. No se discute, así mismo, que la congruencia opera en los planos fáctico, jurídico y personal. Al respecto, la Sala ha indicado que la determinación jurídica posee una connotación si se quiere flexible, por lo tanto, resulta factible que en curso del juicio se pueda modificar la misma, dentro de las limitaciones que al efecto han establecido la ley y la jurisprudencia de la Corte. Sin embargo, de manera pacífica se ha establecido que la descripción fáctica – o hechos jurídicamente relevantes, como así lo rotula la Ley 906 de 2004-, no puede ser objeto de modificación sustancial a lo largo del proceso, entendido este como el trámite formalizado que comienza con la formulación de imputación y termina con la sentencia ejecutoriada. Sobre este último punto, esto es, la correspondencia factual que debe existir entre la imputación, la acusación y la sentencia, y la imposibilidad de acusar y condenar a una persona por hechos jurídicamente relevantes que no le fueron comunicados en la audiencia de formulación de imputación, […]. […] En conclusión, si en las audiencias de formulación de imputación y de acusación, el fiscal no define de manera clara, completa y suficiente los hechos jurídicamente relevantes, a tal punto que el indiciado o imputado no haya tenido la posibilidad de conocer por qué hechos se le vincula no está siendo investigado, se vulnera de manera flagrante el debido proceso – congruencia y defensa-, y el único remedio posible es la nulidad de la actuación. De otro lado, acusar y condenar a un procesado por hechos no comunicados en la audiencia de formulación de imputación, conlleva una lesión severa del debido proceso en términos de su estructura y garantía, que afecta gravemente el derecho a la defensa, contradicción, igualdad de armas, principio acusatorio y congruencia».

Ver aqui
0
    0
    Tu Carrito
    Carrito Vacío
    ×